domingo, 7 de diciembre de 2008

DIOS NOS ES COMO MADRE

INTRODUCCION:
A. Damos gracias a Dios por todas las madres. Han hecho tanto por nosotros que nunca les podremos pagar.
B. Otra palabra que significa "madre" es "abnegada".
C. Aunque tengo una madre muy especial, no entendía mucho acerca de las madres hasta que mi esposa se convirtió en madre. (Todavía hay mucho que no entiendo.)
D. DIOS NOS ES COMO MADRE.

I. DIOS, COMO NUESTRAS MADRES, NOS DA A LUZ.

A. Nos ama tanto que nos da vida.
1. Deuteronomio 32:18.
2. Juan 1:12,13
B. Nuestras madres no se imaginaban a que se metían.
1. La gente se emociona tanto cuando piensa en tener su primerizo.
2. Pero comienzan los problemas con la nausea por las mañanitas en los primeros meses y de allí la incomodidad física aumenta: las pierdas, la columna, el insomnio, la ansiedad, a veces descanso en cama forzado, y luego los dolores de parto.
3. Después del alumbramiento parece que el verdadero sacrificio comienza: tienen hambre a las dos de la madrugada, el cólico, pañuelos interminables, enfermedades - a veces muy graves [ilustrar]. Y esto es solamente el principio de dolores.
4. Y parece que afecta la memoria porque a penas tiene 1 o 2 años el primerizo y viene OTRO. ¿Por qué? EL AMOR.
C. PERO DIOS tuvo pleno conocimiento de lo que le iba a costar para que nosotros naciéramos en Su familia.
1. El amor manifestado (I Juan 4:9).
2. Recibimos vida por Su amor (Efesios 2:4,5).
3. Lo que le costó a Dios: Su Hijo [a veces una madre muere en el alumbramiento, pero nunca muere otro hijo mayor en el alumbramiento para que viva su hermano].
4. Hay solamente una explicación: EL AMOR.

II. DIOS, COMO NUESTRAS MADRES, ANHELA UNA RELACION INTIMA CON NOSOTROS.

A. Lo que su madre desea de usted (el mejor regalo, sea en su cumpleaños, en el día de la madre, o en cualquier otro momento especial): tiempo con usted; sentir su afecto; tenerlo cerca; compartir su amor. En una palabra: la intimidad emocional.
1. La madre sencillamente desea que le permita amarlo y ayudarle a ser feliz.
2. La paga que desea de usted es solamente su amor y afecto.
B. Lo que Dios desea de usted todos los días: tiempo con usted; sentir su afecto; tenerlo cerca; compartir su amor. En una palabra: la intimidad espiritual (la palabra religiosa que usamos es "comunión").
1. El primer mandamiento: AMAR A DIOS.
2. Permita que se acerque Dios a usted (Mateo 23:37; Juan 14:23).
3. Permita que comparta sus penas (Isaías 66:13).
4. No se trata de una dependencia neurótica sino la CONFIANZA DE UN NIÑO (Salmos 131:2,3).

III. DIOS, COMO NUESTRAS MADRES, ES FEROZMENTE PROTECTIVO DE NOSOTROS.

A. Dios es como la madre águila (Deuteronomio 32:11 = el cántico de Moisés al final de su vida cuando reflejaba en el éxodo y la protección en el desierto]).
B. Dios es como una madre osa o leona (Oseas 13:8).
C. Una madre tierna y temible se puede convertir en enemigo feroz cuando usted amenaza a su hijo. [Ilustración: la doctora Elizabet Morgan pasó 2 años en la cárcel para proteger a su hija de 6 años de edad del abuso sexual por su ex-esposo.]
D. Parece que los niños lo saben. Cuando algo les duele o se siente mal, casi siempre recurren a su "mami".
E. Jesucristo batalló con el dragón mismo y "perdió" [aparentemente en el sentido material] a propósito para protegernos a nosotros.
1. No hay nada bueno que Dios no hará por nosotros (Romanos 8:31,32).
2. Nuestro pronto auxilio (Salmos 46:1).
3. Dios nos protege del maligno (I Juan 5:18).

IV. DIOS, COMO NUESTRAS MADRES, NO SE CANSA EN SU DEVOCION A NOSOTROS.

A. Su misericordia es eterna (Salmos 103:17).
B. Su anhelo de perdonar es casi increíble (Salmos 103:8,10,12,14).
C. El amor de la madre es casi interminable [Agregar ilustraciones de como otras personas se cansan de perdonarnos y defendernos mas no la madre].
D. Pero el amor de Dios ES interminable.
1. Isaías 49:15
2. Salmos 27:10

CONCLUSION:

A. Debe dar gracias a Dios por su madrecita y por el amor que El puso en su corazón para con usted y le debe dar a ella el amor que merece.
B. Pero aún más, debe dar gracias a Dios por ser como madre para usted y darle a Dios el amor, el afecto y la vida de servicio que El merece todos los días de su vida.

*****